mas

Peeling_casero

Cómo hacer un peeling casero a base de limón

16.01.14

Un peeling es un tratamiento estético que consiste en una exfoliación profunda de las capas de la piel. Es una manera de eliminar células muertas y dejar el rostro suave, terso, luminoso, rejuvenecido y con menos arrugas.

También se utiliza el peeling como tratamiento para combatir los problemas de acné y para eliminar cicatrices y manchas en la piel.

Os proponemos haceros vuestro propio peeling casero a base de productos naturales, económicos y menos invasivos para nuestra piel.

Ingredientes:

1 limón

1 naranja

1 sobre de gelatina sin sabor

Método:

Exprime el limón y la naranja, mezcla ambos zumos, en un tazón pequeño. Ponlo en el microondas hasta que se caliente, ten cuidado de que no quede hirviendo.

Disuelve el sobre de gelatina en el zumo caliente y revuelve la mezcla hasta que se disuelva completamente. Después, déjalo reposar varios minutos.

Pon esta mezcla en tu rostro y déjala actuar en la piel durante 5 a 10 minutos. Pasado ese tiempo, enjuaga tu cara con agua tibia. Seca con una toalla suavemente dando golpecitos.

Hay que tener especial cuidado de que no toque el área de los ojos y los irrite.

Para terminar el tratamiento, es importante que te pongas crema hidratante en el rostro.

Toda esta información es meramente informativa y divulgativa y en ningún caso puede considerarse como sustituto de un tratamiento médico, prescripción o diagnostico. Para cualquier problema acuda a su médico.

Compartir