mas

Beneficios de miel con limón

10.10.13

La medicina tradicional y casera es algo que todo el mundo conoce, los tan socorridos remedios de la abuela son algo usual en todas las casas y cada una tiene su toque especial. Cuando uno de los habitantes de una casa contrae la gripe siempre se le recomienda una gran variedad de remedios caseros, los cuales pueden resultar interesantes a la hora de tratar o reducir los síntomas más comunes de la gripe. Ocurre lo mismo cuando se contrae un resfriado.

Uno de los remedios más socorridos cuando el período invernal se acerca y el cuerpo se resiente a base de los síntomas propios del resfriado es la miel y el limón. Gracias a la mezcla de estos dos productos naturales, que son fáciles de encontrar en cualquier supermercados o gran superficie de alimentacón, el consumidor se encuentra con un remedio natural y casero.

La combinación perfecta

La miel se recomienda en casos de laringitis y faringitis, y es especialmente útil en aquellos casos en los que el resfriado o la gripe viene acompañada de dolor de garganta: La miel es un elemento muy utilizado para combatir el resfriado.

Por otro lado el limón es una fruta rica en vitamina C, una vitamina muy útil a la hora de prevenir las infecciones, es un elemento esencial para no falte en aquellas épocas en las que el mal tiempo comienza a hacer aparición.

Por lo que la unión entre la miel y el limón es ideal a la hora de suavizar las molestias de la garganta, a la vez que se aporte vitamina C al organismo, una vitamina primordial y esencial para luchar contra los efectos del refriado.

Para preparar este remedio sólo hay que utilizar dos cucharaditas de miel y el zumo de un limón, lo ideal es mezclar ambos ingredientes para elaborar un preparado que podrá ser tomado cuando se sientan molestias en la garganta.

Toda esta información es meramente informativa y divulgativa y en ningún caso puede considerarse como sustituto de un tratamiento médico, prescripción o diagnostico. Para cualquier problema acuda a su médico.

Compartir